Voluntariado y consumo responsable

Ideas para promover el consumo responsable

Desde el momento en que te levantas, tus acciones pueden impactar de forma significativa en el planeta, incluso hasta el momento de dormir. Por esta razón, en este post nos enfocamos en mostrarte algunas ideas que ayudan a promover el equilibrio entre la conservación del medio ambiente y el bienestar del ser humano.

Al utilizar los recursos naturales de forma consciente sin afectarlos de forma negativa para que nuevamente se produzcan, esto quiere decir que nos encontramos frente a un consumo sostenible.

Ideas para promover el consumo responsable

El consumo responsable un verdadero desafío hoy en día

En la actualidad, se ha podido demostrar que los recursos extraídos de la tierra se ubican sobre la capacidad de renovarse. Lo que quiere decir que nos encontramos con un déficit evidente, el cual pone en riesgo nuestra supervivencia y la de nuestro planeta. Por esta razón, es fundamental fomentar el consumo responsable.

Prácticas, hábitos y ejercicios

En varios niveles podemos encontrar las soluciones: las políticas emprendidas por gobiernos, organismos e instituciones a gran escala en todo el mundo; por otra parte, nuestras acciones como ciudadanos para impulsar el consumo sostenible en los círculos más cercanos.

En ambos casos, lo que se busca es el avance progresivo hacia un patrón de consumo responsable, el cual promueva el desarrollo respetuoso con el entorno y dejar de lado las lógicas del mercado clásico.

Este patrón se puede alimentar a través de buenos hábitos. A continuación, podemos ver algunas prácticas que pueden servirte de apoyo:

Comprar alimentos en las redes de comercio justo

A través de este hábito es posible brindar apoyo a los productores que impulsan las prácticas sostenibles, los cuales sirvan para disminuir la desigualdad y la pobreza.

El uso de sistema de transporte no contaminante

Los trenes eléctricos al igual que la bicicleta, son excelentes sistemas de transporte los cuales ayudan a reducir la contaminación, principalmente para aquellas personas que viven en grandes ciudades.

Fomentar los valores medioambientales

Puedes convertirte en el principal motor de cambio en la zona a tu alrededor. Puedes hacer eco de lo fundamental que es el reemplazo del consumo masivo por un patrón de consumo sostenible.

Difundir campañas medioambientales

En la medida de tus posibilidades, puedes ayudar a difundir distintas campañas de sensibilización por el medio ambiente. Procura apoyar aquellas campañas con óptimas iniciativas de consumo responsable.

Reciclaje y reutilización de objetos

No sólo se trata de hacer una clasificación de los residuos, puedes encontrar una nueva utilización de aquellas cosas u objetos que actualmente no sean útiles, o también puedes hacerlos llegar a otras personas que puedan utilizarlos.

Solicita información relacionada con los productos adquiridos

Debes procurar ser crítico con los alimentos o productos que compras. Solicita la información relacionada con la procedencia, origen, tratamiento o componentes del producto.

Menos, es más

Esto quiere decir que debes evitar comprar simplemente por el hecho de acumular o gastar. Procura hacer tus compras sólo cuando realmente necesites algún objeto, producto o servicio. Éste representa el principal fundamento de un modelo sostenible.

Sirve de apoyo a las buenas prácticas e iniciativas de intercambio:
Es una buena idea que formes parte de las iniciativas que ayuden a promover hábitos responsables y sostenibles. Por ejemplo, tiendas que venden objetos o productos de segunda mano.
Utiliza adecuadamente los recursos naturales

Puedes ahorrar creativamente en recursos, por ejemplo: la energía eléctrica y el agua. No olvides que su desarrollo conlleva un gran impacto medioambiental. Puedes aprender la mejor forma de optimizar la energía en el hogar y de esta manera consumir de manera consciente.

Puedes poner en práctica cada una de estas ideas a partir de este momento, además de difundir todos los beneficios que se obtienen al poner en práctica hábitos sostenibles.

Hoy en día, el consumo excesivo promueve una sobre explotación del agua, el suelo, el aire ocasionando el agotamiento en los recursos naturales y modificaciones en los sistemas locales de vida, algunos patrones de producción no consideran la protección del ambiente.

Ampliar los beneficios y disminuir costos colocan en peligro especies vegetales, animales y por supuesto al ser humano. Por esta razón, te invitamos a responder esta interrogante ¿todo lo que consumes es sólo por deseo o por necesidad? Razona muy bien la respuesta y toma en cuenta las ideas que te mostramos para promover el consumo responsable.